Nueva exposición en la Catedral de Toledo: El Cardenal Cisneros


Bajo el título “Cisneros: arquetipo de virtudes, espejo de prelados” se presenta la exposición en la Catedral Primada que nos acercará un poco más a la figura del que fuera el hombre más influyente de su tiempo. En Destino Toledo te esperamos para guiarte hasta la Catedral y disfrutar de la muestra sobre Cisneros. ¿La cita? En el trascoro de la catedral, desde el 8 de noviembre hasta finales de enero.


La exposición, con motivo del quinto centenario de la muerte del cardenal Cisneros, nos traslada directamente a la época de los Reyes Católicos, con las intrigas de la corte y la recreación de esos tiempos convulsos en los que no faltan menciones a la Inquisición.

En la muestra se exhibirán unas 250 piezas de colecciones públicas y privadas y algunas inéditas, como una pequeña biografía del cardenal Cisneros escrita poco antes de su muerte y que ha sido descubierta recientemente en el archivo capitular. Entre los tesoros históricos de la exposición se encuentra el decreto de expulsión de los judíos firmado por los Reyes Católicos y la Biblia políglota complutense, en latín, hebreo, arameo y griego.
No pude faltar, aunque forma parte de la exposición permanente de la Catedral de Toledo, la Custodia, encargada por el Cardenal Cisneros a Enrique de Arfe y que no deja indiferente a nadie, la misma que sacan durante la festividad del Corpus Christi por las engalanadas calles de Toledo.

¿Quién fue el cardenal Cisneros?
Pero, ¿quién fue realmente el cardenal Cisneros? Porque precisamente ese es el objetivo de esta exposición, la de acercarnos un poco más al lado humano del personaje histórico.
Hablamos de Francisco Jiménez de Cisneros (1436-1517), aunque su nombre original era Gonzalo, nombre que cambió tras ingresar en la orden de los franciscanos en honor de San Francisco de Asís. A lo largo de sus 81 años de vida implantó una profunda reforma en la vida religiosa, pero fue también un Humanista reconocido que dedicó grandes esfuerzos a promover la cultura. No podemos obviar su faceta como hombre de Estado, que le convirtió en el personaje más influyente debido a sus cargos como Primado de España y Canciller Mayor de Castilla.

El cardenal Cisneros estuvo durante mucho tiempo ligado a la corona en su función de confesor y consejero de la reina Isabel la Católica. Su proximidad con los reyes le llevó a ser Regente de España en dos ocasiones, una de ellas hasta su muerte mientras esperaba la llegada de Carlos I. Jugó además un papel militar muy activo siendo una figura clave en la reconquista de Granada y en la toma de Orán. Las sombras que su imagen pueda tener como Inquisidor general de Castilla desaparecen con su labor humanista al fundar la Universidad de Alcalá y convertirla en un referente europeo del saber.
Pero volvamos al lugar de esta exposición que recorre la figura y la época del cardenal y arzobispo de Toledo que más empeño puso en engrandecer la Catedral. Precisamente a él le debemos la pervivencia hasta nuestros días del rito mozárabe en la capilla que él mismo mandó construir. Todo esto y mucho más que nuestros Guías de Destino Toledo te contarán en tu visita a la ciudad de las tres culturas.

Laura Vélez para Destino Toledo

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *